InicioHazte SocioClubServiciosimagenesVideosSeguro SociosPublicacionesTienda SociosJunta DirectivaConcursos 2013

Normas de Crianza

Normas de crianza del cachorro
 
¿CÓMO OBTENER EL R.R.C. O EL L.OE EN UN GALGO ESPAÑOL?

  Para que un perro obtenga un RRC (registro de razas caninas) tiene que inscribirse en un evento, (exposicion canina Nacional autorizada ó exposicion internacional, ó en la monografica de su raza y pasar un registro inicial por un juez especialista ó persona autorizada por la RSCE donde te facilitan una documentacion donde el juez especialista o autorizado, da la conformidad de la aparente pureza de la raza, su edad minima para el registro inicial, que así se define, es de un año.

  Una vez conseguido este punto, la Canina Central de Madrid te manda la documentacion con el numero de  RRC o registro de razas caninas, ya que la organizadora del evento debe mandar la documentacion a la RSCE. Apartir de ahí ya puedes participar en cualquier evento canino de España, no del extranjero, pues para particfipar en el extranjero debe de además de estar la raza reconocida por la FCI (federacion Canina Internacional a la cual pertenece España) y el galgo si esta reconocida por la FCI, el podenco Andaluz no está reconocido, debes de tener el LOE ( Libro de origenes Español), y esto lo conseguiran los cachorros hijo de ese " RRC" en la tercera generación), teniendo en cuenta que, todos los cachorros de todas las razas Españolas cuando tienen un año tengan RRC ó LOE deben en un evento canino con un juez especialista o persona autorizada de la raza que confirmarse donde le dan un apto de cria si reune todos los requisitos y se ajusta al Estandar de la raza y con este apto de cria y apuedes criar. Aparte de esto, en cualquer camada se deben dejar sin dar de alta en la camada nacida, los cachorros que presenten alguna deformidad ó algun defecto o falta de los que considera graves su Estandar, y si estos defector son muy habituales tratar de averiguar si los trasmite el padre ó la madre y apartarlos de la cria , ademas de no utilizar ejemplares en la cria que presentes algun defecto grave tales como bocas malas , falta de testiculos ó en el caso del galgo Español todos los ejemplares que manifiesten cualquier sintoma de mestizaje con el Galgo Ingles.

      LA CRÍA DEL CACHORRO HUÉRFANO

  Es fundamental que el cachorro ingiera en las primeras 12 horas de vida el calostro aportado por la madre, los cachorros pueden absorber los anticuerpos del calostro solamente en las primeras 36 horas.



 

  Luego deben ser alimentados en forma artificial con una leche especial para cachorros huérfanos, mediante mamadera, jeringa, gotero, etc, son útiles las mamaderas para bebés prematuros que se consiguen en farmacias, la alimentación con tubo nasoesofágico se deja para expertos debido al riesgo de la "falsa via", esto significa que si el procedimiento se hace incorrectamente el líquido puede ir a los pulmones y producir neumonía con graves consecuencias, para la mayoría de los casos se recomienda la mamadera.


 

  Las fórmulas de leche para cachorro comercialmente preparadas, son equilibradas para satisfacer las necesidades nutritivas del cachorro huérfano. Las recetas caseras de leche para cachorros huérfanos también son efectivas.


 

  No olvidar de colocar solamente la yema del huevo, la clara cruda puede provocar la deficiencia de biotina debido a una enzima que tiene la clara, no agregar miel porque puede tener bacterias fatales para los cachorros.


 

  Se utiliza solamente lo que se usa y lo demás se guarda en la heladera por no más de 48 horas, se administra tibia, luego lavar y secar la mamadera y pezones, antes de alimentar.


 

  La alimentación se realiza varias veces al día o cada vez que lloran, la cantidad administrada depende de la raza y tamaño, pero varía entre 10 ml a 30 ml, con pesos que van desde 250-350 gramos a > 500 gramos respectivamente. En gatitos 1 - 7 ml a 50 ml, con pesos que van desde 100-200 gramos a 500-600 gramos respectivamente.


 

  Los cachorros necesitarán ser eructados durante y después de cada alimento. Sosténgalos derecho o encima de su hombro y dar unos golpecitos atrás.


 

  Las primeras 48-72 horas ellos deben alimentarse cada 2 horas. Para el resto de la primera semana, ellos deben alimentarse cada 3 horas durante el día, la segunda semana se alimentan cada 4 horas durante el día con una alimentación durante la noche. Por la tercera semana, ellos deben empezarse a tomar solos en platos playos 3 veces por día pero se debe seguir alimentando con mamadera.


 

  El alimento se debe dar mojado con leche y se puede preparar poniendo 2 tazas de té (200 gramos) de alimento balanceado premium para cachorros, se agrega 350 ml de leche maternizada y lo demás de agua tibia, se pone en la batidora y se hace un puré de consistencia similar al que se administra a bebés humanos, con esto se alimenta por día a 6-8 cachorros de raza mediana.


 

  En la cuarta semana, debe alimentarse 4-5 veces por día, la alimentación nocturna puede suspenderse. A las 6 semanas ya ingieren comida sólida, nunca debe faltar agua cuando se comienza alimentar con alimento balanceado premium seco.


 

  El consumo de un cachorro de 500 gramos es de 30 ml cada 24 horas, la mayoría de las formulaciones de leche maternizada contienen aproximadamente 60 calorías cada 30 ml, por supuesto que este valor sólo es una orientación que puede variar, se debe manejar por la evolución y aspecto del cachorro, si no ganan peso, ellos necesitan mas alimento y si tienen diarrea nos puede indicar que se está sobrealimentando, es importante la ganancia de peso porque está estrechamente relacionado con enfermedad neonatal en animales jóvenes.


 

   Higienización


 

  Un cachorro recién nacido es incapaz de orinar o tener un movimiento del intestino por si mismo, todavía no se ha desarrollado el músculo que realiza estas funciones.


 

  Un cachorro debe estimularse para orinar y defecar, normalmente esto lo realiza la madre lamiendo la zona anal del cachorro estimulándolo a orinar y defecar.


 

  Los cachorros huérfanos deben ser estimulados manualmente por el tutor para estimular la micción y defecación. El cachorro debe estimularse después de cada alimento, esta maniobra se hace humedeciendo un pedazo de algodón y se frota suavemente sobre la zona anal y genital, dentro de uno a dos minutos el cachorro orinará y/o defecará. Algunos cachorros responderán bien antes de comer mientras otros responden después de comer, se sugiere hacer esta acción ambas veces para asegurar que el animalito haga sus necesidades, esta estimulación se debe realizar hasta los 21 días, a partir de esa fecha los cachorros ya controlan sus necesidades.


 

  Limpiar el cachorro después de ingerir alimento y controlar la orina y materia fecal si es normal, para observar cualquier señal de enfermedad, la orina normal tiene un color amarillo claro, si es amarilla oscura o naranja, indica que no está suficientemente bien alimentado, alimentar con más frecuencia.


 

  La materia fecal debe ser de un color marron claro al castaño oscuro, si es verde indica una infección, y demasiada evacuación indica que la fórmula usada no es la adecuada porque el animal no absorbe en su intestino lo suficiente y elimina demasiada materia fecal, si ésta es de consistencia demasiada dura hay que alimentar con más frecuencia y no aumentar la cantidad, muchas veces es común que se alimente al cachorro con suficiente cantidad pero no en la frecuencia indicada, cuando ingiere mucho alimento de una sola vez causa hinchazón, gases, regurgitación y a veces, "falsa vía" con derrame de la fórmula hacia los pulmones.


 

   Temperatura y humedad


 

  Para estar sanos los cachorros deben estar a una temperatura ambiente apropiada, a esta edad no conservan bien el calor, hay que poner otras fuentes calóricas como una lámpara, bolsa de agua caliente, manta eléctrica, siempre cuidando de no quemarlos, también es importante un buen aislamiento del suelo, sobre una madera o colchón de diarios o de otro tipo.


 

  Un simple foco de 25 watt sobre una caja pequeña aportará el calor suficiente Hay que tener un termómetro para supervisar la temperatura, como también controlar a los cachorros que no se alejen demasiado de la fuente calorífica como de que se acerquen mucho por el peligro de quemarse, si no queda otra alternativa de usar una fuente que está en contacto con los animales, envolverlos con una toalla para evitar quemaduras.


 

  Durante la primera semana, debe mantenerse la temperatura ambiente 32- 34ºC y una humedad relativa de 55-65%. Durante el principio de la segunda semana, gradualmente se reduce la temperatura a 29ºC, durante la tercera semana; 26.5 °C, durante la cuarta semana; 24ºC. Más allá de cinco semanas, temperatura de disminución a 21ºC o la temperatura ambiente, usar el sentido común, si los cachorros se amontonan entre ellos todo el tiempo, tienen frío, si los cachorros se separan entre ellos sienten calor, si se mantienen juntos sin amontonarse la temperatura es la adecuada.


 

  A los cachorros hipotérmicos (temperatura del cuerpo baja) deben calentarse más de 2-3 horas despacio a una temperatura de 36ºC, que es la normal para un neonato, una vez que alcanzan esa temperatura, recién se comienza a alimentarlos.


 

  Si el ambiente es muy seco, un rango de humedad normal se puede obtener poniendo una toalla húmeda por encima y en un costado de la caja donde se encuentran alojados los cachorros.


 

Prevención de enfermedades


 

  Los cachorros huérfanos corren un riesgo mayor de padecer enfermedades infecciosas como el moquillo y parvovirus, en especial aquellos huérfanos que no recibieron calostro de la leche de su madre natural.


 

  El colostro que se produce durante las primeras 24 horas después del nacimiento es rico en anticuerpos protegiéndolo de enfermedades, el calostro contiene anticuerpos que proporciona inmunidad de tipo pasiva contra muchas enfermedades, por consiguiente, los cachorros que nunca se han alimentado con la leche de la madre no poseen una buena inmunidad.


 

  Debido a la posible falta de inmunidad, vacunar los cachorros es muy importante. Algunos veterinarios pueden recomendar empezar las primeras vacunaciones a una edad más temprana. Para más información ver Plan de Vacunación.


 

  DESPARASITACIÓN  Y VACUNACIONES DE LOS CACHORROS

 

  ¿A partir de que edad se debe desparasitar?


 

   Antes de la primera vacuna (6-8 semanas) el cachorro debe ser desparasitado, no obstante, existen animales con una carga parasitaria importante, animales de procedencia desconocida o con los padres poco o nada controlados y puede ser preciso instaurar un protocolo de desparasitación a las pocas semanas de edad, repitiéndolo con regularidad.¿Frente a que enfermedades debemos vacunar?. Aunque dependiendo de la zona de España o Europa donde nos encontremos, las vacunas más importantes que debemos administrar al cachorro deben ser para las siguientes enfermedades:

  • Parvovirus.
  • Moquillo.
  • hepatitis infecciosa.
  • Leptospira
  • Rabia
  • Tos de las perreras.

   EJEMPLO DE UN PLAN DE VACUNACION CANINA


 
  • 6-7 semanas: Vacuna puppy (Parvovirus o parvovirus-moquillo)
  • 9-10 semanas : Trivalente (moquillo, leptospira y hepatitis) o tetravalente
  • 12-13 semanas: Tetravalente (parvovirus, moquillo, leptospira y hepatitis)
  • 6 meses: Antirrábica

 

Vacunación anual Tetravalente** + Antirrábica*


 
  VOLVER A LA PÁGINA DE INICIO

 

 

Club Nacional del Galgos Español

Teléfono de Contacto 626 46 88 26

e-mail  info@galgoes.com